Páginas: 180
Año: 2018
ISBN: 978–84-17140–59‑5

Inscripciones o títulos del más ilustre teatro (1565). El museo como contenedor de objetos maravillosos

25,00

Escri­ta en latín y publi­ca­da en Múnich (1565), la obra de Samuel Quic­che­berg, con­se­je­ro artís­ti­co de Alber­to V, duque de Bavie­ra, es el pri­mer tra­ta­do sobre museo­lo­gía de la his­to­ria de esta dis­ci­pli­na. Tra­du­ci­da por vez pri­me­ra al cas­te­llano por Eduar­do Fer­nán­dez, la pre­sen­te edi­ción bilin­güe inclu­ye un minu­cio­so aná­li­sis —a car­go de la doc­to­ra Ali­cia Valli­na— de las cir­cuns­tan­cias his­tó­ri­cas, polí­ti­cas y socia­les de la Euro­pa rena­cen­tis­ta, enmar­ca­da en la labor artís­ti­ca del duca­do de Bavie­ra, y en el impul­so colec­cio­nis­ta de los duques del Sacro Impe­rio Romano Ger­má­ni­co, que con­tri­bu­ye al desa­rro­llo de las pri­me­ras gale­rías de obje­tos pre­cio­sos que Quic­che­berg orde­na y cla­si­fi­ca para faci­li­tar la con­tem­pla­ción, el estu­dio y la inves­ti­ga­ción. Una obra impe­re­ce­de­ra que ha per­vi­vi­do a lo lar­go de más de cua­tro siglos y que supo­ne el ini­cio de los orí­ge­nes de la museo­gra­fía, de los méto­dos de alma­ce­na­mien­to y con­ser­va­ción de obje­tos, y que sien­ta las bases para el desa­rro­llo del colec­cio­nis­mo moderno. Un com­pen­dio de imá­ge­nes y obje­tos que reco­ge todas las acti­vi­da­des del saber humano y don­de se inclu­yen a par­tes igua­les las artes, la tec­no­lo­gía, la polí­ti­ca, la sabi­du­ría y las ciencias.

Com­par­tir